Deportes Destacados Varias

¿Y qué podés opinar de la FBF?

 

Walter Castedo, dirigente destroyista y ex presidente de la Federación Boliviana de Fútbol, aporta con un análisis de la realidad que vive hoy la institución más importante del balompié nacional.

DIEZ EL DEBER

 

Por Walter Castedo, ex presidente de la FBF

Algo tenemos que decir, Al final es nuestra institución y grande como tal. Ella no hace daño, ella no fracasa, y en su grandeza hoy está de aniversario, cumple 95 años.

Me dijeron, ¿podés hacernos parte de algo de tu sentir? Y claro, esa mente tan poderosa que tenemos y que hasta el día de hoy no han podido científico alguno saber en qué parte del cuerpo humano está, aunque más de uno cree que la mente deposita sus archivos en el cerebro.

Mi mente comenzó rápidamente a vagar buscando atrapar algunas de las tantas vivencias que la vida me permitió vivirlas.

Siempre fue un prestigio pertenecer a ella (FBF), más prestigio fue el ser parte de su comité ejecutivo y ni qué decir, llegar a ser su dirigente máximo.

La Federación Boliviana de Fútbol es una institución grande, lo es y lo fue desde su creación. Es una gran institución y creo que aún, a pesar de igualar a cuantas perlas tiene un rosario en los conflictos que se le presentan, no logran tambalearla.

Y es cuestión de decisiones que faltan, que nos las hay. Lamentablemente hay medios que contemplan, miran de palco, personas representativas que miran hacia otro lado y para enterarla, con un gobierno que la ignora y que no es con ellos, hay ausencia total de acciones que arrasen con fuerzas para volver a colocarla en el sitial que siempre tuvo y merece tener.

Esta vorágine de fuerzas debe darse a más corto que a largo plazo. Y si acá no alcanza esas fuerzas para hacerlo, por debilidades de personas e instituciones que deberían tomar parte en los desmanes abundantes que nos avergüenzan, debe solicitarse complementar con fuerzas ajenas, por el bien de la F.B.F. que al final es nuestro símbolo y aunque muchos no lo quieran , es un símbolo sagrado, que al final es nuestro, es de los clubes y representante de nuestro fútbol.

La FBF no es grande por ella sola, ninguna institución lo es; se hace grande por las grandes personas que la guían, orientan y la conducen.

No es grande por ella sola como tal, es grande por las personas grandes que la dirigieron, ya que ella como Federación no fracasa, la hacen fracasar quienes la manejan y en sus espacios. Aquí anduvieron quienes la agrandaron, quienes la dejaron sin huellas y quienes la quebraron.

Más nunca tambaleó. Fuerte como ella sola. Hoy continúa con más sombras en las oscuridades y con personas que no cumplen ni hacen cumplir sus mandatos. Personas de una nefasta herencia de un largo periodo que en su alargue de manejos, bajo las creencias de que somos dueños de algo, cuando dueños de nada somos, ya que nada trajimos y nada de lo que tenemos nos llevaremos.

Es una herencia que logró hacer creer en los que sin elecciones, porque no fueron elegidos, son los acompañantes de quienes elegidos fueron.

Lo que hacen es mantener esas oscuridades y buscar a tientas beneficios para cualquier cosa, menos para el fútbol, salvo rarísima una que otra, pero rarísima excepción. Vino uno, luego vino otro, luego otro, otro más y cual más o cual menos, a tientas en sus oscuridades, algo o mucho tentaron.

Lo grave es que continuaron aparecieron los dueños. Los que creen que la FBF son sus feudos y agravaron más la circunstancias; influyeron y decidieron repetir esos terribles manejos en sus bases, las Asociaciones.

Hoy ya abundan asociaciones con las mismas acciones, que se creen dueñas de quienes hace tiempo, demasiado tiempo atrás, dejaron de tener los derechos de manejar esas instituciones.

Por increíble que nos parezca, accionan en las mismas sombras de sus oscuridades, a tientas, en contra flecha, perdieron la vergüenza, no es con ellos, se creen intocables, copian de arriba, de quienes manejan sin respetar ni mirar las reglas y sus normas, porque para ellos dejaron de existir en las instituciones mayores.

La FBF fue creada por los clubes, la hicieron los clubes y es a los clubes a quienes les pertenece.

Y a estos clubes, sus dueños, hoy se la niegan, los amenazan, los ignoran; estos clubes hoy son los grandes perdedores, no los dejan opinar, menos mandar y es su propiedad, es de ellos, exclusivamente de ellos es la FBF, ya sea en el nivel profesional, en el nivel de reserva, en el nivel juvenil, en el nivel infantil, en damas, en fútbol de sala y en otros niveles más.

Todo esto es algo de lo que pasa.

Pero pase lo que pase, es circunstancial, porque a pesar de todo, es nuestra Federación.

La F. B. F. es Grande, siempre grande ¡Salud!

Noventa y cinco años no son pocos, tampoco son muchos.

La fuerza que arrasará está cerca, más cerca que nunca.

Se debe volver a la dignidad que le dieron las grandes personas que te condujeron.

Tus días mejores volverán, y volverán porque la verdad, la razón y la honradez, aunque no lo quieran, se impondrá.

¡Salud! FBF y Felicidades.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *